¿Me pueden desahuciar si no pago el alquiler?

Si tenéis problemas para pagar el alquiler por inconvenientes económicos lo mejor es comunicarlo al propietario cuanto antes para evitar temas legales y llegar a un acuerdo, así por ejemplo el propietario puede daros un plazo de tiempo para poneros al día o bien haceros un descuento en el alquiler si estáis pasando una mala temporada en cuestión de dinero. De lo contrario, si no pagáis el alquiler a tiempo, pero tampoco avisáis de vuestro atraso, entonces el propietario puede actuar de forma legal iniciando un desahucio por falta de pago. Lo más recomendable será resolverlo de cómo un acuerdo sin tener que llegar a términos legales para evitar gastos innecesarios. 

Irás a juicio

Un juicio por desahucio suele tardar de media unos seis meses, aunque puede ser menos o más según las circunstancias y tiene un coste promedio de 1.000€ aproximadamente. Hay varios motivos por los que interponer una denuncia por desahucio, entre los más comunes que se pueden llevar a cabo como desahucio express están: 

  • Desahucio por falta de pago: Cuando el inquilino no pague el alquiler, se deberá poner una denuncia en la policía para que quede constancia y siempre contratar a un abogado que intermedie entre las partes ya que si el propietario pretende actuar por la fuerza para cobrar puede ser tomado en su contra. Se envía una notificación al inquilino, quien tendrá un plazo para evitar llegar a juicio si regulariza su situación con los pagos. Por consiguiente, el inquilino podrá retomar el contrato de arrendamiento si pone al día su deuda. 
  • Desahucio por ocupación: Funciona de igual manera que el desahucio por falta de pago, con la diferencia de que en este caso no existe ningún contrato anterior entre las partes, sino que el ocupante entrara por la fuerza a la vivienda y puede hacer uso de sus derechos si tuviera menores a cargo para ralentizar el proceso. Se comprobará que el “okupa» no posee ningún título de propiedad ni contrato y se procederá al desalojo siempre y cuando el propietario no intervenga ni ataque a los ocupantes, porque podría ser procesado por ese motivo. 
  • Desahucio por herencia: Consiste en desahuciar a uno de los familiares que habiten la vivienda heredada sin el consentimiento del resto de sus herederos. Normalmente en estos casos,  se solicita que paguen gastos de arrendamiento o mantenimiento de la vivienda por el tiempo que pasaron allí. En ocasiones, aunque sean familia habrá que recurrir a la justicia como único medio para resolver el asunto. 

Más consejos para evitar un desahucio por impago

En resumen, actualmente los procesos de desahucios son más agiles para defender el derecho a la vivienda privada y herencias establecido en el Artículo 33 de la Constitución española, puesto que se ha convertido en un problema social de gran envergadura. A su vez, se intenta brindar alternativas a la gente en situación de calle para evitar que sucedan estos acontecimientos, ya que también se establece en la Constitución en el Artículo 47 el derecho a una vivienda digna, a pesar de que no siempre se cumple. 

Share

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.